El injerto óseo dental es un procedimiento que suelen realizar los cirujanos maxilofaciales, sobre todo como preparación para la colocación de implantes dentales. Para colocar un implante de forma eficaz, la estructura del hueso maxilar debe ser lo suficientemente gruesa y densa como para soportarlo. Este artículo le guiará a través de todas las etapas clave y la información sobre este procedimiento.

¿Por qué optar por un injerto de hueso dental?

Una de las principales finalidades del injerto óseo dental es preparar el hueso maxilar para recibir un implante dental. Sin embargo, este procedimiento también puede ser necesario por varias razones, en cuyo caso necesitará un injerto de hueso. Para obtener más información, visite a un cirujano dental como la Clínica Elone de París.

Falta de densidad ósea

Algunos pacientes tienen una mandíbula demasiado blanda o degradada debido a la pérdida prolongada de uno o varios dientes. En estos casos, es imprescindible realizar un injerto óseo antes de proceder a la implantación dental.

Pérdida de hueso debida a determinadas afecciones

Las razones que pueden causar esta falta de densidad ósea incluyen :

¿Cómo se realiza un injerto de hueso dental?

En la Clínica Elone de París, nuestros cirujanos utilizan técnicas avanzadas y probadas para garantizar el éxito de su tratamiento de cirugía maxilofacial.

Examen preoperatorio

En primer lugar, el cirujano realiza un examen exhaustivo de la boca del paciente para evaluar la estructura ósea y determinar si es necesario realizar un injerto.

Intervención quirúrgica

Cuando tiene lugar la operación, generalmente se siguen los siguientes pasos:

Tipos de injerto óseo

Injerto autógeno

El injerto óseo se toma directamente del paciente.

Injerto alogénico

El donante procede de un banco de hueso denominado BIOBank, lo que garantiza unas propiedades mecánicas similares a las del hueso nativo para una compatibilidad óptima.

Injerto xenogénico

En este tipo de injerto, el donante es un animal, generalmente de la familia bovina.

Material sintético

Se utiliza un sustituto de biomaterial sintético creado en el laboratorio para imitar el hueso natural, garantizando una tasa de éxito máxima en condiciones extremadamente higiénicas.

Opciones de reconstrucción para implantes dentales

Elevación de seno

Esta operación consiste en elevar la membrana sinusal y rellenar la cavidad entre la membrana y el hueso con un material sustitutivo.

Aumento óseo preimplante

Esta técnica permite aumentar tanto la altura como el grosor del hueso, sea cual sea el maxilar afectado, antes de colocar los implantes.

Periodo de recuperación tras un injerto óseo

Tras el injerto, es necesario un periodo de cicatrización de varias semanas para que el hueso acepte correctamente el injerto.

Posibles efectos secundarios

Es normal que los pacientes experimenten algo de dolor y efectos secundarios temporales tras la intervención. No obstante, los cirujanos ofrecen consejos para ayudar a los pacientes a recuperarse mejor y minimizar el dolor.

Posibles complicaciones

Como en cualquier intervención quirúrgica, existe un pequeño riesgo de complicaciones, como infección o rechazo del injerto. Los pacientes también deben comprobar la cobertura de su seguro, ya que el injerto óseo dental no suele estar cubierto en las clínicas privadas, pero algunos seguros personales pueden cubrir ciertos costes. En resumen, el injerto de hueso dental es un paso crucial para garantizar el éxito de la colocación de implantes dentales, especialmente para aquellos con una estructura ósea insuficiente. En la Clínica Elone de París, utilizamos la tecnología más avanzada y técnicas probadas para ofrecer tratamientos óptimos de cirugía maxilofacial. No deje su salud oral al azar y consulte hoy mismo a nuestros especialistas para evaluar sus necesidades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *